top of page
Buscar

¡Déjate iluminar por la danza!

¡Déjate iluminar por la danza!

A raíz del aniversario #35 de la Academia de danza Claudia Cadena, este año venimos haciendo un recorrido por la historia de sus shows y presentaciones.

La historia de su vida, de su esencia, de su ADN.

Una historia que ha sido contada por alumnos, profesores, padres, amigos y familiares.

Que ha quedado grabada en los cuerpos de todos los alumnos.

En los corazones de todos los que han hecho parte de sus shows y presentaciones.

Allí están guardados los mejores recuerdos, los ojos más brillantes, las sonrisas más felices y las lágrimas más sinceras y gratificantes.

La historia de Claudia Cadena Danza se cuenta en sus shows y presentaciones.

¡Déjate iluminar por la danza!


La presentación

Si alguna vez soñaste con ser pirata y recorrer los mares en busca de tesoros.

Convertirte en sirena y atrapar a los marineros con tus hermosos cantos.

O quizás soñaste en estar en una isla tropical, rodeado de palmeras, sol y mar…

¡Estrella de los vientos fue hecha para ti!

Estrella de los vientos

Claudia Cadena Danza realizó en el año 2005 un espectáculo de danza, música y aventuras en el mar.

Con más de 250 bailarines en escena, diseñadores de moda, gráfico e industrial, arquitectos y luminotécnicos llevó a cabo su grandiosa presentación de fin de año en el Teatro Metropolitano.

Durante 1 hora y media el público disfrutó un mundo lleno de baile, magia y fantasía.

Donde el juego del movimiento se mezclaba con elementos escénicos de barcos, sirenas, mares turbulentos, gigantescos animales marinos, luces y efectos especiales.

Y todo esto al ritmo de coreografías alegres y llenas de energía.

Desde el jazz, moderno, streetdance, break dance, hip hop y contemporáneo hasta la hermosa danza clásica.


La historia

Cuenta la leyenda que la nave que transportaba a Cibeles, la reina de Sitón, naufragó.

Milagrosamente ella logró sobrevivir y fue llevada por Armonía, diosa del Universo, de nuevo a la tierra.

Allí debía esperar a quien encontrara el verdadero tesoro de la humanidad.

Y que la “estrella de los vientos” guiará de nuevo el destino de los hombres.


Entre tanto, kraken el gran pirata del mar, planeaba apoderarse de la Isla y ejercer el poder sobre sus habitantes.

Él y su tripulación partieron en cuarto menguante.

Pero existía un mal presagio acerca de zarpar en aquella época.

Y finalmente el mar hizo su trabajo y sólo pudieron salvarse algunos de sus tripulantes.


Kraken, arrepentido por sus malas intenciones, es rescatado por las sirenas y llevado a tierra con el resto de sus acompañantes.

Allí fueron recibidos por el pueblo de Sitón y su reina, quien lo reconoció de inmediato, ya que el elegido era aquel que su corazón estuviera cubierto por la maldad.

Pero que al reconocer sus defectos y al tener buenos y nuevos deseos en su corazón, lograría llegar hasta el tesoro.


Guiados por Cibeles se dirigen al lugar indicado de la isla, y siguiendo las instrucciones del mapa, descubren el secreto de la riqueza.

Seis hermosas doncellas surgen del fondo de la tierra y llevan consigo las estrellas de la armonía: la bondad, la generosidad, la justicia, la gratitud, la sabiduría y la paz.

Gracias al cambio sincero de Kraken, las estrellas subieron al cielo formando la constelación de la “Estrella de los vientos”, recordándonos que los tesoros están donde menos los imaginamos.


Esta es la historia del pirata que reconoció que la verdadera riqueza está dentro de nuestros corazones.

Esta historia fue llevada al escenario del Teatro Metropolitano en el año 2005 por la Academia de danza Claudia Cadena.

Los bailarines de la Academia se convirtieron en piratas y sirenas que buscaban la Estrella de los vientos con su danza en medio del mar.

¡Déjate iluminar por la danza!


Estrella de los vientos

PERSONAJES:

  • Cibeles (Reina de Sitón)

  • Kraken (El gran pirata del mar)

  • Armonía (Poder de la madre tierra)

  • La Estrella de los vientos (Guía estelar)

  • Estrellas del Tesoro

  • Tripulantes

  • Isleños

  • Sirenas

  • Los niños perdidos del mar

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 1

(Truenos, tormenta, destellos. Cibeles y sus tripulantes tratan de mantener el control de la nave).

CIBELES: (La reina entre los sonidos del mar, angustiada se aferra a un pedazo del mástil)

¡Oh Armonía, fuerza del Universo regresa a tus hijos, danos la bondad de tu presencia!

EL CAPITÁN: (Apenas si puede extender su brazo fuerte hacia la reina, la expresión en su rostro es triste como la noche).

¡Siga luchando por nuestro pueblo, no se detenga ante la tormenta, nuestros hijos perdidos deben encontrar el camino a casa!

(El capitán del barco se enfrenta al viento y a las enormes olas pero es imposible, sólo la reina logra seguir aferrada al pedazo de la embarcación pero queda a la deriva).

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 2

Cibeles en medio del mar.

Los demás han desaparecido.

De repente, una enorme luz violeta llena la escena, la imagen de un ser maravilloso deja verse entre la calma desolada del océano, es Armonía.

ARMONÍA: (Su rostro bondadoso tranquiliza a la reina) Cibeles reina de Sitón, he venido para ayudarte a salvar a tu pueblo.


La hora de maldad se acerca y sólo encontrando el verdadero tesoro serán nuevamente libres.

Alguien deberá encontrar a los niños perdidos de la isla para que el poder de la Estrella de los vientos vuelva a regir en los corazones de los hombres.

Todo esto será posible si todos se preparan para el cambio y desean la paz en sus corazones, de lo contrario la Isla y toda su riqueza desaparecerá.

CIBELES: Pero, ¿cómo lograré que mi pueblo reaccione ante tanta ambición?

ARMONÍA: Confío en ti. Tú sabrás guiarlos hasta la verdad.

CIBELES: Estoy demasiado débil para llegar sola a tierra, todos deben creerme muerta.

ARMONÍA: No te preocupes, mis poderes aún funcionan.


Llegarás a casa esta misma tarde, pero no olvides que el destino de la Estrella de los vientos está en las manos de un ser bondadoso.

De alguien que antes haya tenido el corazón cubierto por la maldad y que luego haya recapacitado.

Él sabrá encontrarte.

La imagen de Armonía va desapareciendo y unos seres alados se desprenden de ella danzando.

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 3

(Entre tanto, Kraken el Gran pirata del mar está sentado en la proa de su embarcación. Camina de un lado a otro, mientras revisa un mapa).

KRAKEN: (gritando) ¡Ahora!, vengan todos de inmediato, nos prepararemos para zarpar.

Todo debe estar en orden.

Creo que ha llegado el momento de que mi poder sea el siempre ha debido ser, ¡quiero ser el rey del mar!, y con este tesoro, podré serlo, así nada de amor en los corazones humanos habrá de quedar.

RISAS ESTREPITOSAS, TONO SECO.


Según la gente de las islas cercanas, esta que está aquí no existe, es la tierra de Sitón.

Según la Leyenda, quien encontrase el Tesoro mágico podría reinar sobre la tierra y el mar, y eso incluye todas sus riquezas.

Esta misma noche partiremos.

PAUSA. ¡Andando!, ¡no se queden ahí parados, parece que el mar se les hubiera tragado la lengua!

GRITANDO. ¡Prepárense ahora mismo!


Los marinos asustados corrían de un lado a otro.

Pasan de mano en mano las provisiones en grandes baúles de madera, mientras entonan cantos al mar y danzan entre el caos de la situación.

Kraken los observa y dirige con sus manos.

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 4

(Las ninfas del aire dejan a la reina sobre la arena, desaparecen tan rápido como pueden.

Cibeles es recibida en tierra por los habitantes de la isla. Reina la desesperación y el miedo.)

ANCIANO (La toma en sus brazos, acompañado de otros habitantes que hacen corrillo para saludar a la reina)

Bienvenida su majestad, estábamos desesperados por usted. ¿Qué fue lo que pasó?, ¿dónde están los otros?

CIBELES: (Agotada) Hubo una gran tormenta, lo perdimos todo. Nadie más logró salvarse. LLORA.


ANCIANO: Qué terrible noticia señora…aquí las cosas no están mejor, me da lástima recibirla con tan malas noticias.

CIBELES: ¿Por qué me dices eso?

ANCIANO: Durante su ausencia, los habitantes de nuestro pueblo perdieron la esperanza de recobrar el Tesoro.

Dicen que todo es una leyenda y que la única forma de vivir en esta isla es deseando la riqueza y la fortuna material.


CIBELES: pero no puede ser así, la fortuna está en la paz y no puede existir si la ambición es más poderosa.

ANCIANO: ya no quieren trabajar, sólo quieren disfrutar de las reservas de la isla, y al paso que vamos los alimentos empezarán a escasear.

CIBELES: Tengo que hacer algo de inmediato, mi pueblo no puede caer en las garras de la maldad. Debemos estar más unidos que nunca.

ANCIANO: Cuente conmigo Señora y con los demás ancianos, los jóvenes ahora nos desprecian pero tengo fe en que sus almas recobrarán la prudencia.

(Salen de la escena).

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 5

(Los piratas terminan de preparar la embarcación, Kraken observa el mar desde la proa).

PIRATA 1: todo en orden Señor.

KRAKEN: Espero que así sea.

PIRATA 1: …

KRAKEN: ¿Qué pasa? ¿Por qué sigues ahí parado? Es hora de partir

PIRATA 1: (TITUBEA) Es que… Señor, yo tenía algo importante qué decirle.

KRAKEN: Pues dilo de una vez, no hay más tiempo qué perder.

PIRATA 1: Existe un mal presagio para los navegantes durante la luna llena, y eso es muy pronto mi señor. Su esplendor cobija la tierra con su manto protector.

KRAKEN: Yo no creo en esos cuentos, he navegado durante toda mi vida y heme aquí fuerte y poderoso.

PIRATA 1: Señor yo sólo cumplo con advertir, mi abuela decía que el mar hablaba y se tragaba a los marinos ambiciosos.

KRAKEN: Ja, pues tu abuela está loca…

Hoy apenas es cuarto menguante y pasarán pocos soles para encontrar mi tesoro, ja, ja, ja.

Vamos icen las velas, la aventura acaba de comenzar.

(La embarcación se pone en marcha y se mueve tranquilamente sobre las aguas, música de fondo, luz y color).

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 6

El mar pasará de la tranquilidad a la tormenta, paulatinamente.

Gracias a la ambición de Kraken por encontrar la isla que aparentemente no existía, la fuerza de la naturaleza operó con todo su ímpetu.

El mar rugía furioso, el barco se balanceaba de un lado a otro en medio de las olas.

Kraken protegía más que a su propia vida aquel mapa del tesoro, más todos los intentos de la tripulación por mantener el barco a flote fueron en vano, se fue a pique en medio del océano.

Luego Silencio.

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 7

(En otro lado de la escena aparece Cibeles quien se dirige a sus súbditos).

CIBELES: Querido pueblo, he querido dirigirme a ustedes ahora que festejan para pedirles que mantengamos la calma.

VOCES: Sólo queremos bailar.

CIBELES: Ya tendrá tiempo para eso y para todo lo que deseen, pero en este momento no podemos seguir siendo tan egoístas.

La tierra necesita de nuestras manos para producir el alimento.

Sus padres y abuelos los necesitan para fortalecer las familias, no sigan cayendo ante el influjo de la maldad, estos no son ustedes.


ISLEÑO 1: No queremos vivir sólo del trabajo, queremos pasarla bien y los ancianos no quieren permitirlo, estamos cansados y queremos diversión.

CIBELES: Esta es la palabra de su reina, quien esté dispuesto a desafiarla va correr con las consecuencias.

Si continúan sin escuchar y no se disponen al cambio nunca sabrán lo que es en verdad poseer un tesoro y disfrutarlo, pues la maldad cubrirá la tierra y la isla será tragada por el mar. (Desaparece).

(Algunos jóvenes asustados corren fuera de la escena, los demás hacen caso omiso a las palabras de la reina y continúan bailando, los ancianos salen lentamente y con sus rostros llenos de tristeza).

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 8

(Despojos de la embarcación. Calma y desolación. Sólo Kraken y algunos de sus tripulantes logran salvarse. Están agotados y hambrientos).

KRAKEN: Debí hacerte caso, todo ha quedado destrozado, incluso mis sueños.

PIRATA 2: ¿De qué está hablando mi señor?

KRAKEN: Antes de zarpar fui advertido por el marino, pero no quise escucharlo y ahora he llevado a la muerte a mi tripulación.

PIRATA 1: No es hora de lamentarse mi señor, necesitamos ayuda.

KRAKEN: ¿Alguien nos escucha?… necesitamos ayuda, ¡auxilio!

PIRATA 2: Es inútil, no hay tierra cerca, estamos perdidos.


(Una luz incandescente ilumina los rostros de los piratas en la segunda noche que pasan a la deriva, eran las sirenas que con sus dulces cantos infunden esperanza en los corazones de aquellos hombres).

SIRENAS: Hemos venido a ayudar.

Somos las sirenas que recuperan el amor en los corazones perdidos.

KRAKEN: ¿Quién las envía?

SIRENAS: Eso no importa ahora. Deben escuchar con atención.

Estamos dispuestos a ayudarlos sólo si cambian sus terribles propósitos.

KRAKEN: Mi propósito es encontrar el Tesoro mágico, para eso he nacido.

SIRENAS: Puedes desear todo cuánto quieras, siempre que no pases por encima de los demás.



Sólo si tu corazón se llena de buenas intenciones tú y tus tripulantes serán salvados, de lo contrario el mar hará su trabajo.

PIRATA 1: No por favor, yo estoy dispuesto a salvarme, esta vida no es la que deseo.

KRAKEN: (interrumpiendo) Yo sigo liderando esta aventura, y también estoy dispuesto a cambiar.

No haré más daño y dedicaré mi vida a hacerles el bien a todas aquellas personas que he lastimado. Permítenos construir una nueva vida.

SIRENAS: Si tu cambio es de verdad, el destino te guardará grandes recompensas.

Hay algo muy importante para el Universo que debe suceder y tú eres el elegido.

(Los piratas son llevados a tierra mientras las sirenas entonan sus cantos)

KRAKEN: pero dime, ¿Qué es lo que debo hacer?

SIRENAS: No te apresures, pronto lo sabrás.

KRAKEN: No se vayan, ¿qué debemos hacer? (pero antes de que el pirata mayor pudiera seguir hablando las sirenas desaparecieron tan mágicamente como aparecieron.

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 9

(Entre tanto Armonía, aparece en la escena).

ARMONÍA: Dioses de la tierra y el mar, no desamparen a los humanos, sus corazones llenos de facilísmo y ambición material están acabando con mis fuerzas.

Dentro de mí aún cabe la esperanza de encontrar al elegido para la misión de la “Estrella de los vientos”.

Luz de luna, sombra protectora de las montañas, rayo incandescente del sol, agua pura aire que me trae aromas de cambio y paz.


No todo está perdido, la espuma del mar que es la vida misma me lo dice, las caracolas vaticinan una nueva vida en el Universo creado por ser Todo poderoso.

Ayúdanos para que nuestros hijos recuperen su libertad, así podrán construir un pueblo capaz, soberano, allí podrán crecer las plantas y no habrán más penas ni olvido.

Los tesoros están donde menos lo imaginamos.

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 10

(Aparecen los piratas quienes exploran la isla. Caminan con cautela).

KRAKEN: Este será nuestro nuevo hogar. Hay abundantes frutos y creo que podremos vivir sin muchas complicaciones.

PIRATA 1: ¿Y qué será de nuestras familias? ¿Jamás volveremos a casa?

KRAKEN: Por el momento esta será nuestra casa, no podemos desesperarnos. Al menos no estamos en medio del mar esperando a que nos devoren los tiburones.

PIRATA 2: Hay que sacar lo mejor de cada cosa que ocurre en la vida. Además no debemos olvidar las palabras de las sirenas. Algo muy grande está por suceder.


KRAKEN: Espero que lo que sea nos traiga a todos la paz que tanto necesitamos.

Por el momento vamos a recolectar fruta y a pescar, tengo muchísima hambre.

Debemos organizarnos para que el tiempo que estemos aquí sea una aventura.

PIRATA 1: Estoy de acuerdo, para eso hemos nacido.

PIRATA 2: es cierto, la aventura es lo único que hemos conocido, aunque en condiciones muy diferentes.

De verdad me siento mejor recolectando fruta que saqueando los pueblos y maltratando a la gente.

KRAKEN: a mí me pasa lo mismo, nunca pensé que una vida más tranquila fuera la alternativa para descubrir mi verdadero poder interior.

Siempre creí que poseer el oro de los demás era el objetivo de mi vida, pero no he comprendido que la amistad y el amor son la fuente de la armonía.

Pero bueno, ya basta de tanta charla es hora de comer.

PIRATAS: Sí, mi señor.

(Salen).

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 11

(Al otro lado de la isla los ritos desordenados de los isleños hacían que el cielo fastuoso cambiará de un azul celeste a un gris oscuro. CIBELES TRATA DE HABLARLES PERO ES IMPOSIBLE).

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 12

(Es víspera de luna llena. Los piratas alrededor de una gran hoguera, cantan y hablan de las historias del mar).

KRAKEN: El fuego me hace recordar mis días de gloria como pirata.

No deseo volver a eso pero extraño ver el mar desde la proa.

PIRATA 1: Recuerdo aquella vez, en ese pequeño pueblo al sur de casa.

Tomamos todos los baúles de una anciana, creímos que guardaba oro, pero lo único que encontramos fue su ropa vieja.

RISAS ESTREPITOSAS.


PIRATA 2: Y la vez que esa mujer se enamoró de nuestro señor, quería que el gran pirata del mar se la llevara lejos como una princesa.

Él no podía quitársela de encima. (LOS PIRATAS RÍEN).

KRAKEN: a mí no me parece tan chistoso, pensé que no iba a librarme nunca de ella.

PAUSA. Shhhhh, algo anda ahí.

Kraken es sorprendido por un destello. Sigilosos emprenden una danza cautelosa para llegar al sitio de la luz.

Kraken encuentra el mapa del tesoro, aquel que lo había hecho cambiar el odio por el amor.

Lo revisan junto a la hoguera.

KRAKEN: esto es muy sospechoso, parece que lo hubieran dejado para nosotros, pues yo revisé cuidadosamente todo el lugar y no encontré nada.


PIRATA 1: Es posible que no estemos solos en esta isla.

KRAKEN: De eso puedes estar seguro, hay que moverse con sumo cuidado.

PIRATA 2: Señor, tengo el presentimiento de que hemos llegado a Sitón. Las coordenadas del barco la noche de la tormenta aseguraban que estábamos cerca de la mágica isla.

KRAKEN: ahora comprendo las palabras de las sirenas.


Creo que nuestra misión apenas comienza, no sabemos a qué tenemos que enfrentarnos. Vamos, no tenemos tiempo qué perder.

(Continúan su camino, observando las indicaciones del mapa).

¡Déjate iluminar por la danza!


ESCENA 13.

(Emprenden la búsqueda, pero ahora están libres de ambición, saben que lo que les espera supera las riquezas materiales. De repente ven obstruido el camino por una enorme roca).

KRAKEN: Miren, esta roca tiene impresas unas palabras, no logro comprender, es un idioma desconocido.

PIRATA 2: El mapa debe decir algo sobre la roca y esas inscripciones.


KRAKEN: Miren, tiene la forma de una mano.

(Kraken sin vacilar apoya su mano derecha en la inscripción que era exactamente igual a la suya. La tierra empieza a temblar.)

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 14

Toda la isla se sacude y los isleños sorprendidos y atemorizados reaccionan y se unen dirigiéndose a la reina para protegerla.

Entre tanto, los piratas son sorprendidos por cientos de niños y niñas que gritan de alborozo y bailan por haber conseguido su libertad.

Sólo aquel que hubiese cambiado de actitud podía rescatarlos.

En medio del júbilo, el cielo se abrió y la luna iluminó la isla.


Seis rayos salieron de la tierra, eran las doncellas portadoras de las Estrellas de Armonía.

Los humanos debían aferrarse a los árboles para no caer, pues su fuerza era tan impresionante que cubría toda la isla.

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 15

(Las doncellas abrieron sus manos y el viento subió las estrellas al cielo y se colocaron cerca de la luna formando la estrella de los vientos).

Estrella 1: Yo soy la bondad, esta es mi luz.


ESTRELLA 2: Soy la fortaleza, vengo de la tierra.

ESTRELLA 3: Soy la alegría, bañada por la espuma del mar.

ESTRELLA 4: Soy la sabiduría, vengo de cada rincón del universo.


ESTRELLA 5: Soy la tolerancia, lleno este lugar de la amistad.

ESTRELLA 6: Y yo la paz, el agua, la tierra, el aire y el fuego, traigo el corazón de la humanidad.

EXPLOSIÓN DE COLOR, LA ESTRELLA DE LOS VIENTOS SE FORMA EN EL FIRMAMENTO.

ESTRELLA DE LOS VIENTOS: ¡Oh Kraken, has sido capaz de vencer tus miedos y ambiciones para darles la libertad a nuestros niños perdidos.


La sombra de la maldad había querido desaparecer a aquellos niños que son el futuro de la humanidad.

Desde que eras pequeño sembró el terror en tu corazón, pero no contó con las hermosas intenciones que tenían muy en el fondo del alma.

Encontraste la respuesta a tiempo y eres el elegido para salvar a los humanos.

Yo desde aquí iluminaré tu camino y el de toda la humanidad.

¡La misión ha sido cumplida!

¡Déjate iluminar por la danza!


Escena 16

Todos los seres de la isla fueron reuniéndose en torno a la estrella de los vientos.

El rostro de Armonía se posó sonriente junto a la Luna.

Se llenaron de felicidad y reconciliación para celebrar el renacer de una nueva vida.

En medio del jolgorio, el sonido de un cuerno convocó la atención de todos, era la Reina Cibeles.


CIBELES: Soy Cibeles, la reina de Sitón y gracias a ustedes recuperamos la Armonía entre los seres de la tierra.

Como agradecimiento les ayudaré a regresar en paz y calma de nuevo a sus hogares siguiendo la Estrella de los vientos que les mostrará el camino para que cada uno se reúna nuevamente con sus familias y seres queridos que los esperan con los brazos abiertos.

Y de esta manera termina la historia de los piratas que se convirtieron en personas buenas y felices.

¡Déjate iluminar por la danza!



Las presentaciones

¡Qué felicidad ser parte de los shows y las presentaciones de la Academia!

Estos han sido y serán momentos únicos y especiales.

¡Un recuerdo que llevarás tú y tus hijos en sus corazones toda la vida!

¡En Claudia Cadena Danza nos mueve la alegría de nuestros alumnos en las presentaciones!

Escríbenos al WhatsApp para que tu hijo haga parte de estos momentos y ¡que sus mejores recuerdos queden grabados en las presentaciones!

¡Déjate iluminar por la danza!


5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

¡Mamás convencidas de que la danza nos une! Este mes está dedicado a las mamás que han sido protagonistas de la historia de la Academia. Son mamás que acompañan, apoyan, traen y llevan, ríen y lloran

El Día del Niño es una celebración anual dedicada a la promoción del bienestar y los derechos de los niños en el mundo El Día Internacional del Niño fue proclamado por primera vez en Ginebra en 1925 d

bottom of page